Teleprensa
Nacionales

Familias de Nejapa que recibieron casas en residencial privada piden ser reubicadas

Un total de 35 familias afectadas por el deslave de Nejapa y que recibieron viviendas en la residencial privada Ciudad Marsella, en San Juan Opico, pidieron al Gobierno ser reubicadas debido a la discriminación que enfrentan en el lugar y porque no tienen los ingresos suficientes para mantener esas viviendas.

En octubre de 2020, un alud de tierra y lodo sepultó viviendas ubicadas en el caserío Los Angelitos II, en el municipio de Nejapa. El deslave provocó la muerte de nueves personas y la destrucción total de la mayoría de casas cercanas a la quebrada que pasa por la zona. El Gobierno prometió construir viviendas para los afectados. 

Un mes y medio después, el 19 de diciembre, Bukele entregó 252 casas de Ciudad Marsella para los afectados de Nejapa, aproximadamente a 19 kilómetros del lugar donde vivían anteriormente. En ese lugar también ubicaron a personas que sufrieron daños por las tormentas Amanda y Cristobal.

Este viernes, acompañados por el alcalde de Nejapa, Adolfo Barrios, las familias trasladadas a San Juan Opico pidieron al Gobierno un plan de reubicación, debido a diversos factores sociales y económicos que les afectan en el complejo habitacional.

“Al principio yo me sentí bien porque son muy bonitas las casas, pero después fue lo bueno, que me enfermé. He pasado toda esta semana bien enferma y entonces, yo vivo de la venta de mi leche, de todo lo que hacemos en nuestro pueblo y ya allá (Ciudad Marsella) está bonito, porque yo no les voy a decir que no, pero el problema es que no es la vida de nosotros, la vida de nosotros es vivir en el campo”, dijo entre lágrimas Inés Constanza.

Aracely Mercedes denunció que han sufrido discrminación por parte de los vigilantes. “Allá recibimos humillaciones, nos ven de menos y pues los vigilantes solo andan encima diciéndonos que somos de cantón, que ahí no vamos a hacer lo que nosotros queremos”, dijo. 

Blanca Flores señaló que han sufrido amenazas y estigmatizaciones. “Estamos recibiendo muchas humillaciones. A mi hijo me lo han tildado que es pandillero, solo porque mi hijo le dijo que él podía oír música porque estaba en su casa, entonces el vigilante hasta lo amenazó con mandarlo a sacar”, aseguró.

«Yo le agradezco al presidente (Nayib Bukele), pero quizás las gestiones que hizo tal persona, no sé, no concuerda con lo que nosotros somos»

Guillermo Flores
Beneficiario de vivienda en Ciudad Marsella

Flores agradeció a la ministra de Vivienda, Michelle Sol, por las casas, sin embargo, le pidió la reubicación de las familias en los terrenos donde habitaban antes. “No nos quejamos de las casas, están muy bonitas, y le agradecemos a la ministra por lo que hizo, pero le vamos a agradecer mucho más si nos escucha y si nos reubica para nuestro cantón, aunque no sea en el mismo lugar donde estábamos, pero que sea en Ayala (terreno en Nejapa)”, explicó.

Otro de los habitantes del complejo, Guillermo Flores, reveló que el Gobierno no les informó que debían pagar impuestos por las viviendas. “Nadie explicó que se iba a pagar aquí, se iba a pagar allá, son como quizás siete impuestos que hay que pagar ahí, cuando nosotros estábamos acostumbrados a pagar el agua y la luz”, dijo.

Por otro lado, Eudalia Flores explicó que no hay negocios cerca con los que se puedan abastecer. “Estamos muy contentos por lo que el señor presidente nos ha regalado, pero la verdad de las cosas es que ahí no hay adonde ir a comprar una bolsa de agua, porque no lo aceptan, ni un negocio hay ahí”, añadió.

El edil de Nejapa pidió al Ejecutivo no politizar la situación. “No politicemos esta situación. Lo único que estamos buscando es un retorno o una reubicación digna. Digo esto porque han sido tildados de desagradecidos, hasta de tercermundistas y la verdad que no es eso”, dijo.

Barrios explicó que no tomaron en cuenta el estilo de vida de los beneficiarios. “Reconozco el esfuerzo que el Gobierno central hizo en reubicarlos, pero también hay que señalar que no fueron tomados en cuenta algunos factores o criterios que determinan los medios de vida de nuestra población”, señaló.

Guillermo Flores terminó su discurso agradeciendo a Bukele por la entrega de casas, pero señalando que el lugar donde ahora habitan no concuerda con su forma de vida. “Yo le agradezco al presidente, pero quizás las gestiones que hizo tal persona, no sé, no concuerda con lo que nosotros somos”, lamentó.

Related posts

Nuevas Ideas realizó ayer domingo elecciones internas

Nora Moreno

Gobierno entrega informe de administración a la Corte de Cuentas

Nora Moreno

Lluvias continuarán en El Salvador hasta el sábado

Redacción Teleprensa