Teleprensa
Nacionales

Astronauta de origen salvadoreño se suma a próxima misión lunar de la Nasa

Frank Rubio, un médico de origen salvadoreño, se sumó al equipo de 18 astronautas que conforman la misión Artemis, con la que la agencia espacial estadounidense Nasa espera llegar a la Luna en 2024.

Los astronautas del programa Artemis fueron presentados el miércoles por el vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, al concluir su reunión final con el director del Consejo Nacional Espacial. La primera mujer y el siguiente hombre sobre la Luna serán seleccionados de este grupo élite.

Pence hizo el anuncio en el Centro Espacial Kennedy, ubicado en el estado de la Florida, debajo de unos de los tres cohetes Saturn V del programa Apolo, desarrollado entre la década de los 60 y 70. Artemis será la primera misión en alunizar después de Apolo 17, en 1972.

Precisamente el vicepresidente recordó al fallecido comandante de Apolo 17, Gene Cernan, quien fue el último en poner un pie en la Luna, el 14 de diciembre de 1972. “Él (Cernan) pasó el resto de su vida natural promoviendo que Estados Unidos regresara a la Luna y vamos a honrar la memoria de Genen Cernan”, dijo Pence.

Un salvadoreño haciendo historia

Rubio es uno de los dos astronautas de origen hispanos seleccionados para la misión Artemis. En un video colgado en el canal de YouTube de la Nasa, se presenta como el resultado de “muchos sacrificios y equipos fantásticos”. 

“Soy el hijo de una madre soltera adolescente. Nunca hubo la opción de sentir pena por nosotros mismos o de usarlo como excusa. Simplemente era: ‘ey, lo puedes hacer mejor, puedes salir adelante trabajando duro, estudiando duro’. Eso estableció una muy buena base fundacional de que el trabajo duro da buenos resultados”, afirma Rubio en el video.

Originario de Miami, Florida, ingresó a la Nasa en 2017. Posee una Licenciatura en Relaciones Internacionales de la Academia Militar de Estados Unidos en West Point, Nueva York, así como un Doctorado en Medicina de la Universidad de Servicios Uniformados de Ciencias de la Salud en Bethesda, Maryland. Rubio completó una residencia en Medicina Familiar en el Martin Army Community Hospital, Fort Benning, Georgia.

Además, se desempeñó como líder de pelotón en la Compañía A, 2-82a Aviación de Asalto (Redhawks) y como comandante de la compañía en la Compañía A, 2-3a Aviación (Storm). También fue supervisor de la clínica, proveedor de medicina ejecutiva y cirujano de vuelo en Redstone Arsenal, Alabama. En el momento de su selección para la Nasa en junio de 2017, Rubio era cirujano de batallón del Tercer Batallón del Décimo Grupo de Fuerzas Especiales (Aerotransportadas) en el Ejército de Estados Unidos.

“Lo que la Luna nos permitirá es explorar más allá de lo que nunca hemos hecho antes. Cada vez que hemos explorado en la historia de la humanidad, han habido grandes beneficios desde el punto de vista tecnológico. Pero creo que, más profundo que eso, hay un sentido de orgullo y unidad que acompaña el conseguir cosas increíblemente difíciles y ahora, probablemente más que nunca, como nación y como el mundo, necesitamos ver eso”, indicó el astronauta.

*Fotografía NASA/Bill Ingalls

Related posts

Transporte público teme no retomar sus labores el 21 de julio

Nora Moreno

COMURES: “Las alcaldías ayudan creando controles sanitarios»

Redacción Teleprensa

El Salvador tiene más casos activos de COVID-19 que pacientes recuperados

Redacción Teleprensa